El internet es una herramienta que ha venido a revolucionar la vida de todos: permite tener acceso a toneladas de información, comprar artículos, mantenerse comunicado y muchas cosas más, con tan sólo un clic de distancia. Pero no todos tienen la oportunidad de vivir en una zona urbana para tener acceso a los servicios de ADSL o fibra óptica para tener una conexión. Por suerte existe una alternativa viable: el internet satelital.

internet satelital

A pesar de los avances de la tecnología, que permite un fácil acceso a la web desde casi cualquier dispositivo como las computadoras, teléfonos inteligentes, tabletas e incluso desde los vehículos, los sistemas que proporcionan mayor velocidad son el ADSL (acrónimo de Asymmetric Digital Subscriber Line) y la fibra óptica. Su única limitante es que requieren de la instalación de un cableado y no están disponibles en todo el territorio mexicano, en especial en muchas de las zonas rurales.

Una opción para conectarse en estas zonas es la banda ancha móvil que no requiere de cableado y en los últimos años ha alcanzado velocidades de conexión y navegación espectaculares, pero también cuentan con una limitante: la cobertura, que depende al 100 por ciento de las compañías proveedoras del servicio y su infraestructura en antenas y rebotadores de señal. Por lo tanto, si se vive en una zona sin cobertura de banda anche o la infraestructura para el ADSL o la fibra óptica vine la pregunta ¿cómo pueden conectarse a internet? La respuesta, como lo mencionamos al inicio es una conexión de internet satelital.

¿Cómo funciona?

Todas las conexiones de internet de alta velocidad funcionan de manera muy similar, con el uso de dos canales de paquetes de información: uno de subida y otro de descarga. Ambos paquetes están en constante uso durante la conexión; la diferencia existe en la forma en que se transmiten estos paquetes. En caso de el ADSL y la fibra óptica se utiliza el cableado para comunicar la información y realizar las transferencias de datos. La banda ancha móvil utiliza una señal inalámbrica en una frecuencia determinada para comunicarse con la antena más cercana y realizar el intercambio de información.

Algo similar sucede con el internet por satélite, con la diferencia de las distancias que debe recorrer la información, que en este caso es de más de 35, 000 kilómetros, la distancia media que existe entre la superficie de la tierra y la red de satélites geoestacionarios que se encuentran sobre el territorio mexicano. Dependiendo de la compañía, la velocidad de descarga puede ser superior a los diez megabits por segundo (Mbps).

Esta tecnología no depende de cables ni líneas telefónicas, y el uso del satélite permite dirigir la información a quien lo pida, donde quiera que esté, ya sea que se encuentre en una posición fija o esté en movimiento. Una forma de ejemplificarlo es con la televisión satelital, donde el usuario cuenta con una antena que se encuentra dirigida hacia el satélite. Con el protocolo IP de un satélite se pueden manejar hasta 5,000 canales de comunicación al mismo tiempo sin que se afecte la velocidad de transmisión de cada canal de manera independiente.

El tránsito general de los datos es muy sencillo, una vez que los datos de subida salen de su antena llegan al satélite y de ahí al centro de servicio de su proveedor de internet; una vez obtenida la información solicitada se sube al satélite, el cual la redirige a su antena. El módem de su computadora se encarga de traducir la señal y llevarla directo a su computadora. Todo este proceso sucede a una velocidad impresionante, por lo que se tiene la ilusión de que sucede al instante.

¿Qué elementos se requieren?

Para poder tener internet satelital en su hogar se requieren de elementos básicos para su funcionamiento, que son proporcionados por la empresa que le brinda el servicio. Los dos principales son una antena satelital, que funciona como transmisor bidireccional. Debe estar posicionada hacia la dirección del satélite para evitar interferencia y mejorar la velocidad de transmisión, por lo que si se está en movimiento debe ajustarse continuamente la dirección, y en caso de estar en una zona fija se debe evitar el girarla o moverla.

El tamaño puede variar. Las medidas promedio se encuentran entre 0.75 metros y 1.8 metros de diámetro. Su tamaño, la calidad de sus materiales y su diseño, pueden influir en la calidad y velocidad de la señal de internet que se reciba, por ello es que para las conexiones de banda ancha se suelen usar los mejores materiales y un tamaño determinado para cada empresa.

También se requiere de un módem especial que traduzca la información recibida y enviada por la antena, puesto que la antena opera con información en forma analógica, y su computadora con información digital. La diferencia que existe con los módems ADSL y de fibra óptica es que su conexión con la antena se hace mediante un cable coaxial.

Desventajas del internet vía satélite

El funcionamiento del internet vía satélite permite una cobertura inigualable contra los medios tradicionales como el cableado (ADSL, fibra óptica) y banda ancha móvil (3G, 4G). Pero existen factores no controlables que pueden afectar o limitar la conexión, el más importante es el clima; si hay clima desfavorable, como lluvias, habrá interferencia. Lo mismo ocurre con irregularidades en el terreno. El clima es un factor temporal que puede pasar en cualquier momento, las irregularidades del terreno pueden compensarse colocando la antena en un lugar estratégico.

Otra desventaja que afecta en la navegación es la latencia de la conexión, que consiste en el tiempo que tarda la información en llevar a cabo todo el proceso de transmisión hacia y desde al satélite. Debido a las enormes distancias entre sus partes, la información puede retrasarse la mitad de un segundo, esto no suele perjudicar a un usuario promedio, pero a alguien que juegue en línea o ejecute aplicaciones semejantes puede notar cierto retraso.

A pesar de eso, sigue siendo la mejor opción para una conexión a internet en lugares donde los otros tipos de conexiones no están disponibles. En México, para acceder a una conexión de internet satelital puede acudir con WiBo, una empresa cien por ciento mexicana, con más de diez años de experiencia dentro del sector de comunicación.

Los invitamos a visitar la sección de Internet en nuestro sitio web, o comunicarse vía telefónica o por correo electrónico con nosotros, para que les brindemos información de los paquetes que ponemos a su disposición y puedan tener una conexión a internet sin importar en donde estén.

Start typing and press Enter to search